La familia crece en Mina Mercedes de Valga.

Las dos mil truchas que esta semana se soltaron en Mina Mercedes no serán los únicos nuevos inquilinos de la laguna, sino que en cuestión de días recibirá a unos nuevos habitantes, se espera que cuatro. Y es que la pareja de cisnes que tiene en el estanco de Campaña su casa espera descendencia. Serán los primeros “hijos” de Mina Mercedes y se les espera con impaciencia, especialmente en Concello que cuenta los días que faltan para que la hembra termine la incubación de sus cuatro huevos.
La futura mamá ha elegido un lugar tranquilo y poco visible para dar calor a sus huevos. Entre unos matorrales, en uno de los extremos de la laguna se pasa el día incubando y esperando a que sus pequeños rompan la cáscara y asomen la cabeza por un hueco. Personal municipal ha contribuido a darle una mayor intimidad y ha recubierto la zona con más ramas para evitar posibles ataques de animales o incluso de alguna persona desaprensiva.

Aunque quienes tengan intención de acercarse a la hembra deben saber que pueden salir damnificados, porque el cisne macho está al acecho prácticamente las veinticuatro horas del día y no se anda con tonterías cuando ve que alguien se aproxima a su pareja. No duda en defenderla a ella y a sus huevos como pueda. Incluso aunque esté en el otro extremo de la laguna, emprende el nado con toda velocidad. En cuestión de segundos llega junto al nido ­hecho con hierbas, plumas y otros matorrales­ y extiende las alas de forma amenazante para advertir a los intrusos que no se anda con bromas.

Para el mes de mayo se espera que nazcan los nuevos cisnes de Mina Mercedes, ya que el período de incubación suele durar unos veinte días. Así que ya falta poco para ver a las criaturas nadando junto a sus padres por el estanque y, cuando cumplan los cinco meses de vida, incluso podrán volar.

Había cuatro > Inicialmente había en Mina Mercedes dos parejas de cines. Sin embargo, poco después de llegar a Campaña, la colonia de aves sufrió una baja. Uno de los ejemplares “morreu polo ataque dun can”, explica el alcalde, José María Bello Maneiro. Las hostilidades entre los cisnes y los perros fueron constantes durante una época, con ataques bastante frecuentes por parte de los cánidos. Esto provocó que otra de las aves decidiese marcharse de Mina Mercedes y trasladó su lugar de residencia a otra laguna próxima, donde ahora convive junto a una multitud de patos.

DIARIO DE AROUSA, 29/04/10

Esta entrada fue publicada en Ecoloxía y etiquetada como , , , , , . Guardar el enlace permanente. Trackbacks están cerrados, pero puede publicar un comentario.
Antes de comentar lembra as Normas de uso.
En Pontecesures.net cremos que a verdade non é propiedade de ninguén, senón que se constrúe entre todos. Por iso, tamén estamos convencidos de que a participación dos lectores e lectoras engade outro valor aos contidos. Pero este xogo ten as súas regras. O insulto, as descalificacións persoais e a linguaxe despectiva atrancan a comunicación libre. O diálogo establécese sobre as ideas, non sobre quen as emite. Por esta razón, eliminaremos os comentarios que non favorezan a liberdade e o razoábel intercambio de opinións. En beneficio da participación e do debate.

Publicar un Comentario

Tu email nunca se publicará ni se compartirá. Los campos obligatorios están marcados con un *

*
*

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>