O PP de Pontecesures manifesta que a Carreira Popular do 21 de xaneiro nin foi a máis numerosa nin a máis solidaria.

NIN A MÁIS NUMEROSA, NIN A MÁIS SOLIDARIA. A CARREIRA DO ÉXITO QUE NON FOI TAL.


Sin ánimo de contradicir e botar por terra a soberbia e o ego da nosa alcaldesa, sí compre puntualizar os datos que manexan ela e o seu concelleiro de deportes, supoñemos organizadores da última edición da Carreira Popular de Pontecesures.


Máis alá de copiar literalmente o modelo do anterior goberno para levar a cabo a carreira de este ano, (o máis difícil xa o tiñan feito) confunden ambos o concepto de inscritos (666) e o de participantes(492); de xeito que esta non foi a edición con máis participación das últimas, despois de que o anterior equipo de goberno mudase o formato hai xa 4 anos.


Ademáis do insólito dos retrasos na saída por mor de non ter comprobado os horarios de trens, o que incomodou as/aos participantes na carreira que tiveron que agardar nas barreiras do centro do pobo e Porto ao paso dos convois; únese a absoluta desorganización no paso da carreira polo monte de Porto, onde os vehículos no entorno do campo de fútbol dificultaban o paso da carreira, ou tamén que, despois de ter copiado literalmente o regulamento elaborado polo anterior goberno, esqueceron eliminar o de ducharse no pavillón (máis que nada porque as obras dos vestiarios do pavillón levan meses paradas, tendo que sair o concelleiro de deportes, supoñemos que despois de unha lectura máis en detalle, a avisar da pifia).


Tal como dicimos no titular, non foi a máis numerosa; a de maior participación foi a do ano 2020, con 548 persoas efectivamente correndo polas rúas de Pontecesures por unha causa solidaria. Tampouco foi a máis solidaria, de feito foi a edición que menos se recaudou por unha causa solidaria; únicamente 2.885€, moi lonxe da cantidade recaudada no ano 2022, 4.053€, cando o fin solidario foi os afectados pola erupción do volcán da Palma. No que si acadaron un récord é en que resultou ser a edición máis custosa para o pobo de toda a historia do evento; fundamentalmente, pola nula capacidade do actual goberno de acadar patrocinadores para promocionarse na carreira. Tal como se recolle na acta do último Pleno, afirmaba o concelleiro de deportes que “non temos ningunha empresa que aporte desinteresadamente tanto coma en edicións anteriores” engadindo a Sra. Tocino que “esta alcaldesa non lle vai a suplicar a ninguén” e ben podería ter rematado a frase co seu habitual “a min que me importa”. Total, xa o pagamos entre todos os veciños e veciñas.

POPULARES DE PONTECESURES

El Belén de Valga bate récords con más de 35.000 visitas desde su inauguración.

El Belén de Valga bate récords con más de 35.000 visitas desde su inauguración
El presidente autonómico posó con su propia figura en miniatura.

El Belén Artesanal de Valga recibió ayer la visita del presidente de la Xunta de Galicia, Alfonso Rueda, que pudo disfrutar de un montaje que este año está acumulando una gran aceptación entre el público, batiendo cifras históricas. De hecho, son más de 35.000 visitas las recibidas por el Nacimiento de Campaña en las cuatro semanas que transcurrieron desde su inauguración.

El presidente estuvo acompañado por el director de Turismo de Galicia, Xosé Manuel Merelles; el alcalde, José María Bello Maneiro; y la presidenta de la asociación Amigos do Belén —colectivo que cada año se encarga de renovar el Nacimiento—, Mari Carmen Castiñeiras, entre otras personalidades. Durante su visita, Rueda tuvo la oportunidad de completar el recorrido circular para ver todas las novedades de este año, plasmadas en este inmenso montaje, que fue comentando con el regidor y la presidenta de la entidad: desde la jura de la Constitución de Leonor y las protestas por la amnistía a temas alejados de la política como las campeonas del Mundial de fútbol o las personalidades fallecidas durante el año 2023. Asimismo, el presidente también pudo presenciar su propia miniatura, que aparece junto a Mariano Rajoy recorriendo la Ruta da Pedra e da Auga, en la que dieron la bienvenida al 2024.

Demandas de Amigos do Belén

De igual modo, Rueda aprovechó su segunda vez en el Belén de Valga —la primera fue en enero de 2021— para recoger las demandas solicitadas por los integradores de la asociación, encargados de diseñar y crean las nuevas figuras y elementos que van incorporando en cada año, de cara a próximas ediciones. La principal, la ejecución de obras de ampliación del local para poder contar con más espacio de trabajo, según trasladaron desde Amigos do Belén.

El presidente se comprometió a “botar unha man” desde la Xunta para que el Nacimiento pueda seguir creciendo. Así lo dejó escrito en el libro de visitas: “segunda vez que visito este Belén de Valga e volvo saír marabillado do traballo e a intelixencia para ter aquí toda a actualidade e, ao mesmo tempo, manter a tradición. En resumo: unha marabilla que segue gañando adeptos. O ano que ven espero volver e, por suposto, botar unha man”.

Más visitas que nunca

Se trata así desde la asociación organizadora de dar un nuevo pulo para que el Belén de Valga “siga medrando”, tras un año en que el montaje sigue batiendo sus propios récords de asistencia, acumulando ya 35.000 visitas desde su inauguración. Así lo confirmó ayer la presidenta de Amigos do Belén, Mari Carmen Castiñeiras: “Pensamos que tocaramos teito, pero non. Hai máis xente ca nunca e máis colas ca nunca”. De hecho, durante jornadas como el día de Navidad o Año Nuevo, en las que tradicionalmente se producían pocas visitas, este año se registró un “moi notable” incremento de gente, con largas colas y esperas para entrar.

Amigos do Belén se esmera cada año para que no falte detalle en el gran nacimiento que queda año sitúa a Campaña en los mapas, y a las escenas típicas de estas fechas y los paisajes valgueses, se suman acontecimientos y personajes que han formado parte de 2023.  El Belén, que cuenta con 4.500 piezas distribuidas en unos 400 metros cuadrados, todavía se mantendrá abierto al público hasta el día 14 de enero. De lunes a viernes se puede visitar de 17:30 a 20:30 horas; sábados de 17 a 20:30 horas; y domingos y festivos de 12 a 14 y de 17 a 20:30 horas. Para hacerlo en grupo, fuera de este horario, es necesario solicitar cita a través del número de teléfono 630 952 515. 

Diario de Arousa

O PP de Pontecesures denuncia o abandono da pista polideportiva do peirao por parte do goberno local.

O DECLIVE DAS INSTALACIÓNS DEPORTIVAS.

A pista polideportiva a carón do peirao inaugurouse hai 4 anos. O anterior equipo de goberno empregou case 35.000€ no seu acondicionamento, ao que habería que engadir 6.500€ máis en material deportivo (porterías de fútbol e canastas). A data de hoxe, o estado da instalación é lamentable: ninguén recolle as papeleiras, faltan as redes de padel, as redes das canastas, metade da porta de acceso á instalación foi arrancada, o peche deteriorado. Preguntamos no anterior Pleno polo estado da pista polideportiva, se ían a permitir que se continuase deteriorando e se coñecían a orixe de uns tubos de ferro e madeiras atornilladas directamente ao chan da pista que apareceron colocadas estes días no que, noutrora, fora unha pista de padel, dando unha imaxe desoladora para os usuarios da instalación. Sorpresivamente, a alcaldesa confesou que o Concello autorizara a colocación de eses “equipamentos caseiros” na zona da pista de padel, xustificando que non ten unha relación de usuarios da mesma e que, por tanto, ían permitir darlle un uso alternativo. A pregunta ía dirixida ao concelleiro de Obras ou o de Deportes, indistintamente, pero foi imposible conseguir unha resposta de ningún de eles; ignoramos se porque o “preparado” equipo de concelleir@s da alcaldesa non sabe; se porque a consigna é que non contesten para non dar pé a declaracións tan insólitas como as que se veñen emitindo ultimamente nos Plenos ou para non evidenciar o escaso compromiso de este equipo de goberno que, polo visto, só están para levantar a man cando se lles ordena .Nas fotografías obsérvase o declive dunha instalación que a cotío se usa polos xóvenes do noso concello e que corre o risco de converterse nun suburbio deprimido a carón do peirao e que deixa unha imaxe inaceptable para a nosa vila.

Populares de Pontecesures

Las cenizas de Pepe Domingo Castaño descansarán en Padrón.

Una infección no detectada acabó de forma inesperada con la leyenda del periodismo y deportivista hasta la médula a sus 80 años.

Pepe Domingo Castaño, en la presentación de su libro de memorias en Madrid, en enero de 2022. |   // ISABEL INFANTES

Tenía 80 años pero era muy joven, como lo veían sus compañeros de Cope, la cadena en la que ha trabajado los últimos 13 años. Pese a haber superado en los últimos años un infarto y un COVID muy grave, nadie esperaba la muerte de Pepe Domingo Castaño, quien, según sus propias palabras, se aferraba a la vida “como un Miura” y solo le retiraría la jubilación con mayúsculas, la de la existencia. Finalmente fue una infección que se manifestó como una afonía —lo que le apartó del micrófono en este inicio de temporada futbolística—, y que se extendió como septicemia, lo que segó su vida en torno a las 2 de la madrugada de ayer en el Hospital de la Zarzuela de Madrid, adonde había acudido por su propio pie. El tratamiento no surtió efecto y un fallo multiorgánico precipitó su muerte en cuestión de horas. Sus restos mortales serán incinerados en Madrid y sus cenizas descansarán en Padrón, donde se instaló a los pocos días de vida. Deja viuda, la exmodelo Tere Vega, y dos hijos, Hugo y Óscar.

El periodista Paco González (dcha.) y el exfutbolista Poli Rincón. |   // A.P.M.

El periodista Paco González (dcha.) y el exfutbolista Poli Rincón. | // A.P.M.

José Domingo Castaño Solar​ (Lestrove, A Coruña, 8 de octubre de 1942) fue un personaje polifacético como pocos: cantante, presentador de televisión, locutor de radio, escritor… Empezó en la radio en Santiago a los 18 años al poco se trasladó a Madrid, donde pasó apuros económicos hasta encontrar su sitio en la SER y en TVE. En la cadena pública conoció a su primera esposa, la presentadora María Luisa Seco. Su trampolín a la popularidad fue el programa musical 300 millones, que tendió puentes entre España e Iberoamérica.

Su viuda, María Teresa Vega, ayer en el tanatorio. |   // SERGIO PÉREZ

Su viuda, María Teresa Vega, ayer en el tanatorio.

En los años 70 vivió el éxito como cantante: en 1975 fue número 1 del programa Los 40 Principales con Neniña (viste pantalón vaquero), y en 1979 fue Disco de Oro en México con Motivos. Ya en los años 80 deja la televisión y en 1988 desembarca en el Carrusel Deportivo de la SER. Allí trabajó durante 18 años con Paco González, con el que trabó un pacto laboral y de amistad que se volvería inextinguible. Esto se hizo patente en 2010, cuando González fue despedido de la SER y la dirección de la cadena prohibió a Castaño mencionar su nombre en antena. El periodista padronés desobedeció y homenajeó a su amigo en directo. Poco después dejó la cadena de Prisa y se unió al equipo de González en el programa de la Cope homólogo del Carrusel, Tiempo de Juego. Desde allí siguió animando las tardes de los fines de semana con sus cuñas publicitarias, de las que siempre se recordarán algunas, como la de “Pepe, un purito” o el Nessun Dorma en la voz de Pavarotti para anunciar una motosierra.

Manolo Lama, en el tanatorio. |   // A.P. MECA

Manolo Lama, en el tanatorio.

La unanimidad en el encomio a otra gran figura de la comunicación, María Teresa Campos, se ha repetido, días después, con Pepe Domingo Castaño, al que dedicaron elogios desde el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, que fue madrina del lanzamiento de las memorias de Castaño, Hasta que se me acaben las palabras, publicadas el pasado año.

Iñaki Gabilondo. |   // A. PÉREZ MECA

Iñaki Gabilondo.

Precisamente el prólogo de ese libro lo escribió un gran amigo de Castaño, el cantante Julio Iglesias. Con él compartió en los 80 una mariscada en Casa Simón, en Cangas, e hicieron un simpa —cordial, eso sí— que ya es materia de leyenda. Tal era la confianza de Castaño con el cantante que le corrigió una letra en gallego: se dice “lonxe”, y no “lexos”, le reconvino. “Mi queridísimo amigo, nos volveremos a ver en la eternidad”, le dijo ayer Julio Iglesias en la red social X, antes Twitter.

El periodista Carlos Herrera. |   // A. PÉREZ MECA

El periodista Carlos Herrera.

También en redes sociales se expresó su sobrina, la actriz Cristina Castaño: “Has convertido nuestro apellido en sinónimo de talento”

El periodista José Ramón de la Morena.

El periodista José Ramón de la Morena.

Declarado forofo del Deportivo, ayer todos los clubes de fútbol le dedicaron palabras de cariño que también llegaron de otros deportes.

Pepe Domingo Castaño tuvo la suerte de recibir —además de cuatro premios Ondas, el Premio Nacional de Deportes y la Medalla Castelao— numerosos homenajes en vida, como la plaza con su nombre dedicada en Padrón a principios de este año. El acto lo había presidido el presidente de la Xunta, Alfonso Rueda, quien ayer volvió a recordarle en Santiago, igual que su antecesor en el cargo y ahora líder de la oposición, Alberto Núñez Feijóo.

El tanatorio de Pozuelo fue ayer un hervidero de comunicadores, compañeros y por ello amigos del hombre que durante décadas alegró con su “¡hola, hola!” las vidas de millones de oyentes. Ahora más que nunca se hace patente que su sonido era inconfundible… e imprescindible.

La Opinion

El lunes pasado, a los 101 años, falleció un personaje histórico de la comarca: «Pasarín».

El adiós a un testigo imprescindible de los cambios que ha experimentado O Salnés en los últimos ochenta años.

Francisco Buceta Gómez, «Pasarín», falleció a los 101 años

Gorra azul, cámara colgada, bastón de madera y paso rápido al andar. La estampa de Francisco Buceta Gómez, Pasarín, era perfectamente reconocible para cualquiera que haya vivido en O Salnés. Valgués de nacimiento, pero vilagarciano de adopción, la figura de Pasarín comenzó a hacerse familiar para sus vecinos cuando trabajó como acomodador en el mítico Teatro Cervantes. Allí, según contaba, fue donde arrancó su pasión por la fotografía. Una pasión que lo acompañaría durante toda la vida y que unió a mediados de los sesenta y principios de los 70 con el mar. Se embarcó y en cada parada que hacía el barco en el que trabajaba bajaba al puerto y fotografiaba a las gentes que se encontraba. Namibia, Angola, Senegal, Mauritania… el archivo fotográfico de Pasarín es infinito. Y el mar, que tanto le dio, también le quitó. Un accidente en 1974 le costó la visión de un ojo y le cambió la vida.

Por su estudio fotográfico pasaron centenares de personas, que aceptaban sus órdenes sin rechistar: «No permitía que prepararan a los niños para sacarse la foto. Les decía ‘si arregláis al niño, no hago la foto’. Si no, no tiene mérito», decía. Y le gustaba sacar fotografías sin que el protagonista de la imagen se enterara. «Hay alguno que se murió sin saber que le tengo en foto», bromeaba. Pasarín aseguraba tener miles de negativos de los personajes más variopintos de la comarca. Entre ellos aparece, por ejemplo, Pedro El Montañés, el que fue el primer vikingo de Catoira.

En realidad, él mismo era un personaje. Un gran personaje. Los vilagarcianos más veteranos todavía recordarán aquel año que en Carnavales, disfrutar del Antroido era otra de sus pasiones, decidió disfrazarse del astronauta ruso Yuri Gagarin e intentar hacer volar una nave Sputnik diseñada para la ocasión. «El Sputnik estaba hecho en chapa de madera por los carpinteros Quintáns y Rodríguez, ayudados por don Justo García, César Pereira… después se metieron allí demasiados técnicos y fue el motivo de que al final no subiera», contaba hace treinta años en La Voz. El uniforme espacial del Gagarin arousano, irreprochable: un calzoncillo de gaiteiro, una camiseta, un gorro de baño de señora y un despertador, pero, en realidad, aquello estuvo a punto de acabar en desastre. Cinco kilogramos de pólvora se cargaron en la nave. «El pirotécnico me había dicho que no me preocupara, que no era más que fogueo y yo iba tranquilo. La pólvora comenzó a arder y, como el Sputnik me lo pusieron por la cabeza, eché las manos y me quemé. Empezó a arder el traje y tuve que saltar hace atrás y tirarme ardiendo», recordaba.

[Pinche aquí para ver la página completa]

Y pasear. Otra de sus grandes pasiones. Siempre con un bastón, fabricado por él, y por toda la comarca, que conocía a la perfección. «Hay que saber andar», repetía y allá que se iba. Andando a la ida, y en algún transporte público a la vuelta. «Había quien por caminar tanto me tomaba por un loco», decía.

Pasarín, al que le pusieron ese mote de niño por su afición al fútbol (un mítico defensa que jugó en el Celta se llamaba así), falleció a los 101 años de edad. Su funeral será este martes a las cinco menos cuarto de la tarde. Se va un testigo imprescindible de cómo ha cambiado todo.

La Voz de Galicia