El Concello de Pontecesures gestiona la adquisición de la finca de O Castro

La Voz de Galicia – 9 Xaneiro 2006

El Concello de Pontecesures retoma los intentos por llevar a buen puerto una vieja aspiración local: la consecución para el patrimonio municipal de la finca de O Castro, situada en el barrio de San Xulián.

El equipo de gobierno se reunirán el martes con los representantes legales de los propietarios de la finca con el fin de llegar a un acuerdo. El Ayuntamiento carece de capacidad económica para afrontar la compra de estos terrenos, 36.000 metros cuadrados, de modo que se está planteando las vías de un pago a plazos o la permuta de terrenos.

El Plan Xeral de Ordenación Urbana impide la posibilidad de urbanizar de modo que el gobierno local hará valer esta baza en la negociación. La finca tiene una gran riqueza botánica y está cerrada por un muro. La pretensión de los cesureños es que revierta al patrimonio municipal para convertirla en el gran parque y zona de esparcimiento del que carece la localidad.

Según el catálogo del PXOM, en esta finca hay restos castreños, de ahí el alto nivel de protección que pesa sobre la misma.

Tanto el alcalde Luis Álvarez Angueira, como el concejal de Infraesctructuras Luis Sabariz, quien se arroga el mérito de haber gestionado los contactos con los propietarios, se muestran esperanzados sobre los resultados de esta negociación.

Una senda peatonal comunicará los municipios de Pontecesures y Padrón

(La Voz de Galicia – 14 dic 2005)

El Concello de Pontecesures quiere mirar más al río y, con este propósito, están en fase de trámite varios proyectos para mejorar la habitabilidad y ganar zonas de ocio y paseo a orillas del Ulla. La última propuesta consiste en construir un pasarela sobre el cauce, a la altura de lugar de Pesqueiras, que uniría a este municipio con el vecino de Padrón.

As Pesqueiras

El alcalde Luis Álvarez Angueira va a presentar mañana la idea a su homólogo padronés, Jesús Villamor, pero, para ganar tiempo, ya ha puesto en marcha la maquinaria burocrática que permita llevar la idea a buen puerto.

El proyecto consiste en aprovechar los pilares del antiguo puente de la línea férrea, que estuvo en activo hasta que en 1954 entró en servicio el puente actual, para colocar una pasarela que dé continuidad a la senda peatonal prevista en esta zona. El Concello ya se ha dirigido a ADIF, (antes RENFE) solicitando la autorización oportuna para disponer de estos pilares y ocupar los terreno afectados.

Una vez obtenidos los permisos oportunos llegaría el momento de buscar financiación para la obra, aunque ese aspecto no parece constituir un problema. «Despóis xa veriamos de buscar os cartos, ben na Xunta, con cargo a algunha subvención ou como sexa. Esta tampouco é unha obra moi cara», según explicaba ayer el regidor.

Un planteamiento global

Esta conexión peatonal con Padrón es sólo una puntada del traje que se está diseñando para vestir los márgenes del Ulla. Las otros hilos dependen de la Demarcación de Costas del Estado y de Portos de Galicia que ya han comprometido su apoyo a sendas iniciativas.

Costas está a la espera de disponer de los terrenos necesarios para poder construir el paseo peatonal por la zona de servidumbre. El alcalde espera que no haya problemas con los propietarios afectados y que pronto se levante el acta de deslinde para poder, al fin, ejecutar la obra. Portos, por su parte, asumirá el tramo más urbano del proyecto, el que afecta al muelle, donde está previsto mejorar la zona ajardinada.

El ámbito de actuación de todas las fases del proyecto no llega al kilómetro de longitud pero representa una notable mejora para el entorno urbano del municipio, tanto desde el punto de vista ambiental, de imagen como de dotaciones de zonas de ocio y recreo para los vecinos. Angueira considera que éste debe ser el modelo a seguir y apuesta por exportarlo río arriba.

A estas mejoras del entorno se sumará el año próximo la rehabilitación del puente romano sobre el Ulla, que comunica por carretera ambos municipios, y que ya ha recibido el visto bueno de Madrid.

Álvarez Angueira insta al subdelegado del Gobierno a revalorizar la Policía Local

En la actualidad el municipio cuenta con tres auxiliares de policía que tienen competencias limitadas , según expresó el regidor. Para optar a la consecución de un cuerpo propio de Policía Local, según la legislación vigente, Pontecesures precisaría contar cuando menos con una población superior a los 5.000 habitantes, pero a día de hoy sólo tiene cerca de 3.150 empadronados.
Sin embargo, para Álvarez Angueira as peculiaridades do municipio cun carácter prácticamente urbano fan posible que poidamos facernos cargo dun corpo de seguridade propio , por lo que ve viable la opción presentada ayer ante el subdelegado del Gobierno en Pontevedra. Además, apunta, o tipo de actividades que aquí se desenvolven e a extensión da movida son tamén outros argumentos válidos .

El regidor manifestó que en principio só lles pedimos que estudien o tema , pero está dispuesto a iniciar si o permiten las gestiones necesarias ante el Ministerio de Interior u otras administraciones con competencias en estas materias para ver más detalladamente la posibilidades.

Álvarez Angueira añadió que o matiz que diferencia as prestacións dos actuais auxiliares e ter un corpo de Policía Local é importante, sobre todo para obter competencias en materia de seguridade cidadá e prestar un mellor servizo ós veciños, xa que ata o de agora ten máis poder sancionador , también por lo limitado del horario de actuación, que finaliza a las 22 horas.

De este modo también sería posible convocar a nivel legal a Xunta de Seguridade Local na que poderían debatir os principais problemas do concello , según indicó el alcalde. Uno de ellos serían los desmanes de la movida nocturna.

Por otro lado el regidor instó también al subdelegado de Gobierno a mellorar a coordinación entre a Policía Local e a Garda Civil de Tráfico para regular a intensa circulación do entronque do vial PO-550 coa PO-0214 que vai A Estrada .

En la actualidad este cruce está regulado por semáforos, pero esta señalización parece insuficiente por el alto tránsito que presenta este cruce entre vehículos que pretenden acceder a la comarca del Deza y los que circulan en dirección a Pontevedra y Santiago de Compostela.

Ello conllevaría una mayor presencia de la Guardia Civil de Tráfico en la zona para vigilar la situación viaria del municipio cesureño, ya que a menos de 500 metros se encuentra otro de los cruces de importancia de tránsito que une la PO-550, el casco urbano de Pontecesures con la PO-549 de Vilagarcía.

DIARIO DE AROUSA 29 Noviembre de 2005

La asociación A Barcarola organiza una visita al balneario de Cuntis el lunes

La agrupación cultural A Barcarola de Pontecesures se desplazará el lunes a las seis de la tarde al balneario Termas de Cuntis para participar en un programa de relajación y masaje de dos horas de duración. El viaje está abierto tanto para los asociados como para personas que no lo sean, que pueden inscribirse en las mercerías de la villa, en Modas Anlo o llamando al de teléfono 629 06 55 55.
En este mismo número también pueden gestionar su participación en otras actividades que tiene en marcha el colectivo en estos momentos. Se trata de clases de pintura al óleo los miércoles de 19 a 22 horas en el Centro Juvenil y gimnasia de relajación esos mismos días entre las 21 y las 22 de la noche en el Centro Social.

Manualidades > También se está desarrollando la actividad Arte nas túas mans , en la que se trabaja con estaño, cristal, vidrio, bolillos y pintura en tela, entre otros materiales. Estas clases tienen lugar los viernes entre las 19 y las 21 horas en el Centro Juvenil.

Por otra parte, la asociación cuenta con una coral que ensaya todos los sábados de 18:30 a 20 horas, y en la que se admite la incorporación de nuevos miembros que estén interesados en este tipo de actividades musicales.

Finalmente, la presidenta de A Barcarola , Maribel Castro, también informó que ya están a la venta las participaciones de Lotería de Navidad del colectivo de carácter cultural.

DIARIO DE AROUSA. 25 DE NOVIEMBRE

Veinte meses de cárcel por atentar contra un policía

El juzgado número dos de Pontevedra decretó una pena de un año y ocho meses de cárcel, para un vecino de Porto(Pontecesures) que fue acusado de atentar y agerdir a un agente de l aPolicía Local. Los hechos se produjeron el día 20 de abril del pasado año 2004, cuando, alertadas por los vecinos, dos agentes de la policía municipal cesureña, acudieron a la Rúa dos Mariñeiros en Porto. En la citada calle estaba produciéndose un alboroto causado por dos hombres que salían de una taberna del lugar, al parecer, en estado de embriaguez. Uno de ellos era José Manuel Lafuente Castiñeiras, de 39 años de edad, que se encontraba tirado en el suelo.
Una de las agentes se acercó a él para llamarle la atención y pedirle que se levantara. El sujeto reaccionó empujándola, tirándola al suelo y rompiéndole las gafas. Incluso llegó a agarrarla por el cuello con ambas manos, según explicaron ayer fuentes municipales. Posteriormente acudió a la zona un tercer agente, que logró reducir al vecino, que ya tenía antecedentes previos, y lo introdujo en el vehículo oficial. En el interior el hombre continuó forcejeando y dando cabezazos por lo que también causó daños en el coche.

Como consecuencia de la agresión la policía, que tenía un contrato temporal y actualmente ya no trabaja en la villa, estuvo de baja durante cuatro meses con problemas de espalda. Además sufrió secuelas psicológicas.

Ahora el juez ha dictado sentencia, en la que condena a Lafuente Castiñeiras a un año y cuatro meses de prisión por un atentado contra un agente de la autoridad, y a otros cuatro meses por un delito de lesiones. Además tendrá que indemnizar a la policía con 1.500 euros por los daños morales que le provocó. Al agente que lo redujo también tendrá que pagarle 150 euros. Finalmente la sentencia obliga a este vecino de Porto a sufragar los desperfectos que originó en el coche policial que están cifrados en 119 euros y a pagar las costas del proceso judicial que se siguió contra él.

DIARIO DE AROUSA 25 DE NOVIEMBRE 2005